LA BIBLIA EXPLICADA

16 agosto, 2012

LA CORRECCIÓN ES PERDÓN DE DIOS

Filed under: Entretenimiento,libros - religión,Salud y bienestar — eingel1 @ 21:06

La corrección o reprensión no es agradable, no queremos aceptar la corrección y no queremos corregir por miedo a una respuesta desagradable.

Está escrito en la Biblia, Dice el Señor, “Yo reprendo a los que amo” y también, ” el padre que no corrige a sus hijos es porque no los ama”

En la siguiente lectura, vemos que Dios reprende al pueblo de su elección, pero los que pocos entienden, es que, si aceptamos la reprensión de Dios haciendo lo que nos pide, indudablemente recibiremos el perdón, debemos entender también que, el perdón consiste en recibir instrucciones para no cometer errores, porque cualquier error, es pecado, o sea que, no hay verdadero perdón si no recibimos una instrucción que nos haga ver nuestros errores y conocer lo que es correcto

Por lo tanto, si Dios nos reprende, es porque quiere perdonarnos siguiendo sus preceptos, pero si somos rebeldes a sus enseñanzas, rechazamos el perdón de Dios.

Por esta razón, los judíos hasta el día de hoy, al rechazar el Evangelio rechazan el perdón, así también los cristianos, porque no basta con decir que Jesús es el Señor, si no hacemos lo que nos pide.

Ezequiel (12, 1-12)

El Señor me habló y me dijo:

“Hijo de hombre, vives en medio de un pueblo rebelde: tienen ojos para ver y no ven, oídos para oír y no oyen, porque son un pueblo rebelde.

Ahora, pues, hijo de hombre, prepara tus cosas como quien va al destierro y vete de día, ante la vista de todos, a ver si se dan cuenta de que son un pueblo rebelde. Arregla tus cosas como quien va al destierro, de día, ante la vista de todos y sal por la tarde, a la vista de todos, como salen los desterrados. Haz, a la vista de todos, un agujero en la pared y sal por ahí. Ante la vista de todos, échate tus cosas al hombro y sal en la oscuridad; cúbrete la cara para no ver el país, porque te he convertido en una señal para el pueblo de Israel”.

Hice, pues, lo que el Señor me había ordenado: de día preparé mis cosas como quien va al destierro; por la tarde hice un agujero en la pared, con la mano, y salí en la oscuridad, con mis cosas al hombro, ante la vista de todos.

A la mañana siguiente, el Señor me habló y me dijo:

“Hijo de hombre, ¿no te ha preguntado el pueblo de Israel, ese pueblo rebelde, qué era lo que estabas haciendo? Pues anúnciales: ‘Esto dice el Señor:

Estas palabras se refieren al príncipe que está en Jerusalén y a todo el pueblo de Israel, que vive en la ciudad’.

Diles:

‘Yo soy una señal para ustedes: lo que yo he hecho, eso harán con ustedes: irán cautivos al destierro y su príncipe, con sus cosas al hombro, saldrá en la oscuridad; perforarán una pared para que pueda salir y él se cubrirá la cara para no ver el país con sus ojos’ ”.

y Así fue como los Israelitas fueron llevados como cautivos a Babilonia, porque rechazar los preceptos de Dios, es también rechazar su protección, y quienes rechazan la protección de Dios, quedan a merced de los lobos

Por esta razón, Jesús dice: –

Mateo 18:

21 Pedro se acercó entonces y le dijo: «Señor, ¿cuántas veces tengo que perdonar las ofensas que me haga mi hermano? ¿Hasta siete veces?»

22 Dícele Jesús: «No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete.»

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: