LA BIBLIA EXPLICADA

29 febrero, 2012

EN LA INTIMIDAD CON DIOS

Filed under: Entretenimiento,libros - religión,Salud y bienestar — eingel1 @ 1:21

La oración con Dios . es un dialogo en privado, nadie tiene porque enterarse, a Dios no le agrada las oraciones en las plazas o para ser escuchados por todo el mundo.

La oración es decirle a Dios todas las cosas que nos aflige, que nos llenan de dudas, nuestros temores, nuestras broncas con la injusticia y por supuesto, nuestras debilidades, nuestros pecados, y las cosas que nos dominan, nuestros vicios.

La oración con Dios no son frases hechas, ni versos ni poemas de frases bonitas. Dios no acepta adulaciones.

Mateo (6, 7-15)

Gloria a ti, Señor.

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos:

“Cuando ustedes hagan oración no hablen mucho, como los paganos, que se imaginan que a fuerza de mucho hablar, serán escuchados. No los imiten, porque el Padre sabe lo que les hace falta, antes de que se lo pidan. Ustedes, pues, oren así:

El Padre nuestro es un marco en el debemos realizar nuestras oraciones

Padre nuestro, que estás en el cielo, – ¿ Nos comportamos como verdaderos hijos de Dios para llamarle Padre ? ¿ creemos en la vida eterna y cielo ?

santificado sea tu nombre, venga tu Reino, – Venga tu Reino es una alabanza a Jesús, porque dio su vida para que gocemos siempre del Reino de Dios que está en su Espíritu Santo, y el Espíritu habitará en los que escuchen la Palabra de Dios y las pongan en práctica.

hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo.- Conocer la Palabra de Dios y practicarla, es hacer la voluntad de Dios, de lo contrario, hacemos nuestra voluntad y todo queda en la nada.

Danos hoy nuestro pan de cada día, – Nuestro pan de cada día, no es solo el pan de trigo, sino el pan de la Palabra de Dios que alimenta nuestro ser con la Sabiduría de Dios.

perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; no nos dejes caer en tentación y líbranos del mal.
Si ustedes perdonan las faltas a los hombres, también a ustedes los perdonará el Padre celestial. Pero si ustedes no perdonan a los hombres, tampoco el Padre les perdonará a ustedes sus faltas”.

Ahora bien, tenemos todo lo que nos hace falta, pero es nuestra decisión de seguir a Jesús o seguir nuestros propios deseos terrenales – y ya sabemos adonde nos conduce estos dos “caminos”

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: