LA BIBLIA EXPLICADA

2 marzo, 2011

PREGUNTAR ES QUERER SABER LA VERDAD QUE NOS HACE LIBRES

Filed under: Sin categoría — eingel1 @ 22:10

MARCOS 1O

46 Llegan a Jericó. Y cuando salía de Jericó, acompañado de sus discípulos y de una gran muchedumbre, el hijo de Timeo (Bartimeo), un mendigo ciego, estaba sentado junto al camino.

¿Que hace un ciego sentado junto al camino ? esperar por alguien o por algo, es tener esperanza que suceda lo que ansiamos.

47 Al enterarse de que era Jesús de Nazaret, se puso a gritar: “¡Hijo de David, Jesús, ten compasión de mí!”

Y la esperanza no falla, vino el que esperaba que llegaría y le diera lo que tanto ansiaba.

48 Muchos le increpaban para que se callara. Pero él gritaba mucho más: “¡Hijo de David, ten compasión de mí!”

Hasta hoy en día, hay gente realmente mala que se oponen a Jesús y su Evangelio, se hacen pasar por cristianos pero no quieren que se sepa la verdad, porque la verdad descubre las mentiras, es inevitable, .. pero el ciego gritaba más fuerte. algo que nosotros también debemos hacer, ¿ como supo que Jesús saldría de la casa de David ? – Jesús no era descendiente de David, pero José su padre adoptivo si lo era.
No debemos jamás conformarnos con verdades a medias porque llevarán nuestras almas a la perdición, debemos estar siempre atento a todo lo que pasa a nuestro alrededor. y meditar sobre lo que vemos y oímos, la meditación es una oración a Dios, puesto que Dios sabe y conoce nuestros pensamientos – Eclesiástico 42 – 20 No se le escapa ningún pensamiento, ni una palabra se le oculta.
21 Las grandezas de su sabiduría las puso en orden, porque él es antes de la eternidad y por la eternidad; nada le ha sido añadido ni quitado, y de ningún consejero necesita.

49 Jesús se detuvo y dijo: “Llamadle.” Llaman al ciego, diciéndole: “¡Animo, levántate! Te llama.”

La llamada de Jesús siempre está en aire, siempre amigable

50 Y él, arrojando su manto, dio un brinco y vino donde Jesús.
51 Jesús, dirigiéndose a él, le dijo: “¿Qué quieres que te haga?” El ciego le dijo: “Rabbuní, ¡que vea!”

El ciego supo que pedir, porque, que puede hacer un ciego ? o ¿ que puede hacer alguien que ignora quien es Dios ? – y ¿ quien es el que puede abrir nuestro entendimiento para ver y oír ?

52 Jesús le dijo: “Vete, tu fe te ha salvado.” Y al instante, recobró la vista y le seguía por el camino

Tu fe te ha salvado y así el misterio queda develado, no son los rituales ni ofrendas lo que te dará la salvación, sino el conocimiento que viene de Dios, que Jesús te regalará para que veas, porque Jesús vino para revelar los misterios, a desacralizar lo sagrado para que sus hermanos ya no vivan en la ignorancia.

El ciego de Jericó recibió la gracia de Dios fuera del templo, al aire libre, y siendo libre, porque, querer ver o querer saber, es buscar la libertad, es buscar la verdad que se nos oculta

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: