LA BIBLIA EXPLICADA

6 enero, 2011

¿ QUE TIPO DE CARIDAD HIZO JESÚS ?

Filed under: Sin categoría — eingel1 @ 1:59

Las religiones piden ofrendas, diezmo, y todo tipo de colaboración material con fines caritativos hacía los pobres, lo malo de todo esto es que, nadie sabe como se distribuye estas ofrendas o donaciones, y por más que lo digan, nada tiene que ver con la caridad o la misericordia.

Todas las religiones sin excepción piden dinero, Jesús nunca lo hizo, ¿Quienes son los que tendrían que dar ? – ¿ por que las religiones piden ofrendas ? ¿ no fue suficiente que Jesús se haya ofrendado a si mismo por todos nosotros ?- un día, Jesús le dice a Pedro: Anda, echa el anzuelo en el mar y al primer pez que saque ábrele la boca y encontrarás una moneda, con esa moneda paga el impuesto por mi y por ti. ¿ Dios necesita de nuestras ofrendas materiales ?

El dinero que recaudan las religiones no son para los pobres, son para los dueños de los templos, sacerdotes pastores y ministros.
Esta es la causa del porque de tantas denominaciones cristianas y tantas religiones, porque como dice Pablo el apóstol, la “piedad” es un buen negocio.

Pero, lo más importante es que, la caridad o la misericordia se ejerce personalmente, la caridad o la misericordia debe ser una constante en toda nuestra vida hasta el día en que crucemos el “Jordán” – no de manera circunstancial o como queriendo comprar el Cielo con una donación a la “iglesia” a la que uno asiste.

Es inútil que piensen que, porque pongo unas monedas, o firmo un cheque por un millón de dolares para donar a una determinada iglesia” – voy a salvarme, ni lo sueñen, recuerdan las dos moneditas que dio la viuda y era todo lo que tenía para vivir ??- su caridad era autentica.

La misericordia constante, es lo que nos hace mejor como persona, el contacto con los pobres que nada tienen nos hace más compasivo.

Ahí están los pobres sin techos, sin comida, sin educación, enfermos y sin remedios, y lo usan con fines políticos y para aparentar lo que no son. les dan una ración de comida, pero se olvidan que los hombres necesitamos comer cuatro veces al día por toda nuestra vida, un plato de comida les durará solo unos horas y volverán a tener hambre, pero la misericordia no es dar solamente comida o unos pesos, ¿ y la educación? – ¿ el trabajo ? ¿ y el conocimiento para poder trabajar ? ¿ y el salario digno para que pueda tener una vivienda digna ?

¿ Como viven los que ocupan el primer lugar en los templos ? ¿pasan hambre? ¿no tienen donde reclinar sus cabezas ? El papa y las jerarquías religiosas de todas las religiones ¿viven como vivió Jesús ? – piensen en eso, y no seamos hipócritas, no me hablen de “san Francisco de Asís” porque una golondrina no hace un verano –

Santiago 1
1 Santiago, siervo de Dios y del Señor Jesucristo, saluda a las doce tribus de la Dispersión.
2 Considerad como un gran gozo, hermanos míos, el estar rodeados por toda clase de pruebas,
3 sabiendo que la calidad probada de vuestra fe produce la paciencia en el sufrimiento;
4 pero la paciencia ha de ir acompañada de obras perfectas para que seáis perfectos e íntegros sin que dejéis nada que desear.
5 Si alguno de vosotros está a falta de sabiduría, que la pida a Dios, que da a todos generosamente y sin echarlo en cara, y se la dará.
6 Pero que la pida con fe, sin vacilar; porque el que vacila es semejante al oleaje del mar, movido por el viento y llevado de una a otra parte.
7 Que no piense recibir cosa alguna del Señor un hombre como éste,
8 un hombre irresoluto e inconstante en todos sus caminos.
9 El hermano de condición humilde gloríese en su exaltación;
10 y el rico, en su humillación, porque pasará = como flor de hierba: =
11 sale el sol con fuerza y = seca la hierba y su flor cae = y se pierde su hermosa apariencia; así también el rico se marchitará en sus caminos.
12 = ¡Feliz = el hombre = que soporta la prueba! – Superada la prueba, recibirá la corona de la vida que ha prometido el Señor a los que le aman.
13 Ninguno, cuando sea probado, diga: “Es Dios quien me prueba”; porque Dios ni es probado por el mal ni prueba a nadie.
14 Sino que cada uno es probado por su propia concupiscencia que le arrastra y le seduce.
15 Después la concupiscencia, cuando ha concebido, da a luz el pecado; y el pecado, una vez consumado, engendra la muerte.

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: