LA BIBLIA EXPLICADA

1 junio, 2010

LA MALICIA + LA ESTUPIDEZ = UN GRAN DESASTRE

Filed under: Sin categoría — eingel1 @ 19:05

La caridad mal entendida:
 
No se puede usar la caridad como ariete para penetrar un baluarte – porque se convierte en una trampa casi perfecta debida a nuestra estupidez.
Me refiero al convoy con ayuda humanitaria para los habitantes de Gaza.  no pidieron permiso a Israel- actuaron como una especie de ariete, es decir llegar a Gaza cueste lo que cueste, una gran ESTUPIDEZ
 
También refiero  a la ESTÚPIDA acción del gobierno judío al atacar a los barcos que llevaban LA AYUDA" – los jerarcas judíos cayeron en la misma trampa que una ves le tendieron a Jesús:
 
LA GRAN SABIDURÍA DEL EVANGELIO:
 
Mateo   22
15 Entonces los fariseos se fueron y celebraron consejo sobre la forma de sorprenderle en alguna palabra.
16 Y le envían sus discípulos, junto con los herodianos, a decirle: «Maestro, sabemos que eres veraz
y que enseñas el camino de Dios con franqueza y que no te importa por nadie, porque no miras la condición de las personas.
 
LA TRAMPA
17 Dinos, pues, qué te parece, ¿es lícito pagar tributo al César o no?»
18 Mas Jesús, conociendo su malicia, dijo: «Hipócritas, ¿por qué me tentáis?
 
La trampa era genial desde el punto de vista de los hombres, ya que supuestamente no había salida, – si Jesús decía que no ! – caía en la trampa, pues le denunciarían ante los romanos, y si decía que si ! – también caería en la trampa, ya que estaría legitimando un despojo injusto, y quedaría como un colaborador de la opresión romana. –  pero, como Jesús es la misma Sabiduría encarnada, no le fue difícil eludir la trampa, en la misma que cayeron los jerarcas judíos – no digo el pueblo judío.
Como ven, el Evangelio, nos enseña muchas cosas que deberíamos saber para no caer en las tentaciones de todo tipo, y por añadidura caer también en nuestro propio infierno.
 
Dijo Jesús:
19 Mostradme la moneda del tributo.» Ellos le presentaron un denario.
20 Y les dice: «¿De quién es esta imagen y la inscripción?»
21 Dícenle: «Del César.» Entonces les dice: «Pues lo del César devolvédselo al César, y lo de Dios
a Dios.»
22 Al oír esto, quedaron maravillados, y dejándole, se fueron.
 
Si los Jerarcas judíos, hubieran actuado con inteligencia, no deberían haberles impedido el paso y menos actuar con violencia, más bien le hubieran ofrecido ayuda para el transportarla, y a la ves controlar para que en esa ayuda, no hubiera un caballo de Troya.
 
Cuantas cosas útiles podemos aprender de la Palabra de Dios – el Evangelio

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: